Ficha

País

UK, Alemania, Francia, Italia

Año

2002

Título original

Deathwatch

Duración

94min

Dirección

Michael J. Bassett

Guión

Michael J. Bassett

Reparto

Jamie Bell, Laurence Fox, Rúaidhrí Conroy, Matthew Rhys

Enlaces

Aquí mismo

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Deathwatch
Autor: sensillo
Fecha: 2003-10-11.
Póster Deathwatch

Deathwatch

Digerido por sensillo

Seguro que les suena el formato del cartel promocional de la película, ¿verdad? Pues la película también la han visto. A aquellos que no hayan visto por lo menos media docena de películas parecidas, siento no saber decirles qué opinaría Franco de esto, pero en cambio puedo explicarles más o menos de qué va la cosa.

“Deathwatch” es un rutinario largometraje de mansión embrujada. Para intentar darle un aire de originalidad, es muy frecuente que nos presenten la historia en un escenario distinto, y mientras sea un espacio cerrado, todo vale: barcos, supermercados, una palangana muy grande que contiene un lago con una isla habitada por vampiros... Lo que no vale es presentar un trabajo previsible de principio a fin cuya única novedad descanse en la elección del escenario propuesto.

En este caso, el mal ha decidido instalar su morada sobre una misteriosa y laberíntica trinchera alemana en la I Guerra Mundial a la que llega un pequeño pelotón británico que se había perdido en una extraña niebla. Mientras los soldados van muriendo uno por uno, el espectador intenta a su vez no sucumbir ante el tedio.
Una dificultad que presenta este tipo de estructura argumental es que, por lo general, es necesario tener un abundante reparto para que la película no termine demasiado pronto como consecuencia de la masiva mortalidad de sus protagonistas. Para presentar tanto personaje en tan poco tiempo, se hace casi imprescindible que cada uno de ellos tenga un rasgo característico que el espectador pueda recordar: el héroe, el guaperas, el gordo, el cobarde o el hombre que canta con los sobacos. Una vez más, aquí también vale todo. Si algún lector tiene idea de por qué en estas películas la muerte siempre cae primero sobre el personaje con mas voracidad sexual, escucharía con curiosidad sus teorías. Sin detenerme más tiempo en triviales divagaciones, esto venía a cuento para apuntar que “Deathwatch” es fiel a estas premisas, donde la profundidad de los personajes se limita a un único adjetivo.

Se le debe pedir algo más a una película de miedo. Se echa en falta ese coqueteo del realizador con los miedos y fobias del espectador, para que no sean los personajes los únicos que pasan miedo. Al margen de la impresión que puedan causar algunas imágenes casqueras sobre aquellos más sensibles a este tipo de guarrerías, personalmente sólo encontré una escena mínimamente inquietante, sobre la cual no voy a dar más detalles por si algún lector desea purgar sus pecados yendo a ver la película.

Por último, la película hubiera quedado cerrada de una manera mil veces más honesta con las disculpas del guionista, y no con el final absurdo y tramposo que tiene. Cuando a última hora se quiere dar un giro argumental sorprendente y se recurre para ello al engaño durante toda la película, esto tiene un nombre: estafa.¡ Cuánto mejor hubiera sido que hubiese pagado la entrada con billetes del monopoly!

Recomendada, en fin, para todos aquellos veteranos de la I Guerra Mundial que me están leyendo.

Puntuacion