Ficha

País

USA

Año

2004

Título original

Saw

Duración

102min

Dirección

James Wan

Guión

Leigh Whannell

Reparto

Leigh Whannell, Cary Elwes, Danny Glover, Shawnee Smith

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Saw
Autor: malabesta
Fecha: 16/03/2004.
Póster Saw

Saw

Digerido por malabesta

Bajo el nombre de "Saw" se esconden dos horas de despropósito, adscritas al género de película "nuestro psicópata es el más malo de todos". Seguro que por ahí se dirán muchas cosas buenas sobre la película, y alabarán muchos de sus méritos. A mí, tras mucho rebuscar, lo único que se me ocurre decir es que fue muy barata.

Inicialmente destinada al mercado del vídeo, al final su supuesta calidad le valió un estreno en cine (y en Sundance, que ya estrena cualquier cosa). Dos hombres aparecen un buen día encerrados en un cochambroso baño y encadenados a él. Parece que son parte del macabro juego de un psicópata muy malo, y en poco tiempo han de descubrir por qué están allí, cómo pueden escapar y qué quiere el malandro de ellos. Poco a poco conocemos sus vidas, las de sus familias y oímos hablar del psicópata, conocido como "Jigsaw" (el puzzle), y de los policías que lo persiguen. Como el único interés de la película es su historia no diré más. Sólo que transcurre de absurdo en absurdo, por una rocambole pura de vueltas de tuerca visuales y argumentales en un afán por tener a un malo más chulo que nadie. No falta esa sorpresa final; de seguir a este ritmo dentro de un año para sorprender al público será necesario colocar al malo en la butaca de al lado.

Las actuaciones no son gran cosa, puede que quizá haya influído en ello el hecho de que la película se rodó en 18 días, sin ensayos (que fueron usados como metraje de relleno) y fuese montada sobre la marcha. Los dos hombres encerrados, Leigh Whannell y un irreconocible Cary Elwes (con unos cuantos kilos más que en "La princesa prometida"); la mujer de Elwes Shawnee Smith, y la pareja de policías que investiga el caso está liderada por Danny Glover, en un sorprendente papel.

Como iba diciendo, al ser montada sobre la marcha, uno no puede esperar mucho de la dirección y el montaje; hay que alabar el hecho de que con tan poco tiempo hayan conseguido hacerlo tan mal. se recurre a lo típico: flahsbacks de colorines, montajes rápidos, acelerones, cámaras lentas, etc. Mucha música estridente también, todo para indicarle al espectador que lo que está viendo es muy desagradable, psicológico y terrorífico, cuando uno lo que realmente está haciendo es pensando en si se ha apagado o no el butano.

Una película infinitamente sobrevalorada, a la que sólo le encontrarán algo de gracia los fans de Dario Argento, al que parece que homenajea repetidamente. Recomendada para fans de "Bricomanía". Puntuacion