Ficha

País

USA

Año

2003

Título original

The cat in the hat

Duración

82min

Dirección

Bo Welsh

Guión

David Mandel, Jeff Schaffer

Reparto

Mike Myers, Alec Baldwin, Kelly Preston, Dakota Fanning, Spencer Breslin

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de El gato
Autor: bronte
Fecha: 14/04/2004.
Póster El gato

El gato

Digerido por bronte

Contemplar la última versión de "Peter pan" y compararla con este gato es un buen ejercicio para darse cuenta de cómo ha evolucionado la narrativa occidental en general. Mientras que la obra Barrie es una invención pura salpicada de problemas eternos, "El gato" es una obra constantemente autoreferencial, empeñada en reflejar la realidad más cotidiana, aunque disfrazada de farsa.

Bien es cierto que los deliciosos libros del Dr. Seuss (desconocidos y nunca justamente apreciados en España) están dirigidos a niños más bien pequeños, y por lo tanto resulta ciertamente necio pedirles complejidades abisales. Pero sí que muestran rasgos del arte del siglo XX a los que la película de Bo Welch ha sabido ser fiel. Por ejemplo, esa huida de un mundo idílico en el que la bondad o la maldad de los personajes siempre es estilizada y respetuosa con el canon. Aquí, muy al contrario, nos encontramos una familia monoparental (¿madre viuda o divorciada?), sobre cuya cabeza de familia pesa una constante amenaza de despido si no es capaz de cumplir con el total de sus obligaciones laborales, maternales, profesionales, logísticas y cocineras ¿Les suena? Puro siglo XX, señoras y señores.

Pero este retrato ácido de nuestro mundo no obstaculiza la afilada imaginación del Dr. Seuss, que a través de un gato gigante, aquí efectiva y reconociblemente interpretada por Mike Myers, enseñará a los retoños del filme, Sally y Conrad, la diferencia entre divertimento y destrucción masiva. Bien vale repetir que tanto los libros como la película tienen un marcado tono didáctico, que los proletarios (en el sentido de los que tienen prole, vaya) agradecerán.

Este gato, venido de otra dimensión posee una chistera colchonera o rojiblanca de la que puede salir cualquier cosa, pero eso sí, siempre con un muy irónico sentido del humor, aunque, respiren tranquilos, apto para todos los públicos.

Dicen por ahí que cuanto mayor es la autoreferencialidad de una obra, más visible es su pertenencia a un sistema en decadencia, que ya tiene tan poco de que hablar, que el único tema que le queda es su propio ser. Puede que sea cierto, pero qué quieren que les diga. A mí me encanta todo lo que lleve el prefijo "meta" (a excepción de la metadona). Así que me lo he pasado bomba escuchando a "El gato" decir que les está quedando fantástica la banda sonora de la película, o anunciando sin ningún tipo de miramiento los parques temáticos de Universal Studios.

La película además hace gala de una excelente dirección de arte, bastante fiel al original y de unos cuidados efectos especiales que no sobran en ningún momento, y que traducen con precisión la imaginación desbordante del Dr., Seuss. Para acabar, decir que el contrapeso de la película recae en el siempre solvente Alec Baldwin, empeñado de veras en destruir su reputación de galán. Resumiendo: el filme, sin ser la octava maravilla contentará a los más pequeños de casa, que soñarán con tener un canguro como "El gato" y será vista con agrado y complacencia por los mayores.

Recomendada para gente colorista, gatófilos, y amigos de los viajes visuales. Puntuacion