Ficha

País

Francia

Año

2001

Título original

Sur me lèvres

Duración

119min

Dirección

Jacques Audiard

Guión

Tonino Benacquiata, Jacques Audiard

Reparto

Vincent Cassell, Enmanuelle Devos, Olivier Gourmet, Olivier Perrier

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Lee mis labios
Autor: bronte
Fecha: 11/07/2004.
Póster Lee mis labios

Lee mis labios

Digerido por bronte

Hay varios detalles que nos indican que esta película no es americana. Por ejemplo, la inevitable lentitud en el desarrollo de la narración, varios planos y momentos redundantes para explicar lo que ya nos ha quedado muy claro previamente, y sobre todo, el poco glamour que tienen los delincuentes. Yo no sé, yo ya no sé si es que realmente es cosa de la industria o va a resultar que los delincuentes europeos son muchísimo más arrastrados que los estadounidenses. Pero aquí algo pasa. En todo caso, quitando esos "quítame allá esas pajas", esta película casi se podría decir que es tipo "Hollywood".

Para empezar la protagonista es una minusválida, que vaya que no les gustan en América los personajes con alguna tara física; el prota va lleno de tatuajes; son dos perdedores y la trama se desarrolla en torno al robo de mucho dinero. Pero no sólo eso, la manufactura y el ritmo (aunque a 33 revoluciones) también recuerda mucho al american system. Es una especie de "Bonnie and Clyde", en la que en vez de dos psicópatas, nos encontramos con un tipo que utiliza aceite de oliva para peinarse y una medio-sorda con voz de pitufo. Anda que no debe de ganar Emmanuelle Devos con el doblaje. En teoría, ambos se complementan, y uniendo la inteligencia de ella, con el arrojo de él, o el tufo de él, con el sonotone de ella, iniciaran un proceso de viaje a Cascalejos. Ya sé, ya sé que aquí lo que pegaba era "viaje al infierno", pero es que no tiene tanta categoría la cosa. Qué le vamos a hacer.

La película además tiene por ahí alguna subtrama que nadie sabe muy bien a que viene, y que parece que está ahí sólo para aportar la "grandeur poetique" francesa, y que desentona bastante, las cosas como son. Aparte de esa salida de tono, hay que reconocer que el resto de los elementos del guión están muy bien encajados, y aunque la trama en sí resulte algo floja y algo traída por los pelos, eso no quita que esté tratada de una forma muy profesional. La cosa va de una secretaria medio-sorda con capacidad para leer los labios, que contrata a un ayudante recién salido de la cárcel. La relación entre ellos se va haciendo más íntima y acaban utilizando la capacidad de ella, y los puños de él, para adentrarse en el mundo de los negocios sucios. Aparte de eso, pues mucha tensión sexual, aunque implícita, mucha noche francesa (aunque plasmada de tal manera que igual podría ser neoyorkina o riojana), sangre, estilo de palizas que hemos visto ciento y pico mil veces en el cine norteamericano...

Si algo hay también que reprocharle a "Lee mis labios" son algunos manierismos técnicos que se supone que están ahí para subrayar el hecho de que la película debe ser interpretada más en clave visual que sonora (debido a la condición física de la protagonista) y que sin embargo, rozan "lo hortera" en no pocas ocasiones. No obstante, no quiero que nadie se lleve una mala impresión. La película, aunque poco nuevo aporta, se deja ver con gusto, e incluso llega a tener secuencias muy bien trabajadas y con bastante tensión, y una atmósfera atractiva. Si no hay nada mejor que hacer, como por ejemplo, salvar el mundo, pues tampoco estará tan mal acercarse al cine a contemplar este "thrillertique".
Recomendada para gente que no vea bien lo de la trompetilla y para mayoristas de aceite buscando promoción. Puntuacion