Ficha

País

USA, Francia

Año

2005

Título original

La marche de l'empereur

Duración

85min

Dirección

Luc Jacquet

Guión

Luc Jacquet

Reparto

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de El viaje del emperador
Autor: sensillo
Fecha: 19/08/2005.
Póster El viaje del emperador

El viaje del emperador

Digerido por sensillo

"El viaje del emperador" es una de las películas documentales que más dinero ha recaudado en taquilla sin necesidad de recurrir a una cara popular como es la de George Bush Jr. A pesar del entusiasmo que despiertan los documentales de la hora de la siesta, a tenor de lo que afirman la mayoría de los encuestados, no es pequeño el mérito de encontrar publicidad y distribución de este género en la gran pantalla.

Con un acabado muy pulcro y buenos medios técnicos, cuenta a su favor con unos escenarios naturales únicos y el exotismo de los que son sin duda alguna unos de los animales más extraños y desconocidos que caminan por la Tierra. “El viaje del emperador” ilustra la peligrosa peregrinación anual del pingüino emperador para conseguir descendencia, una agotadora travesía al borde de la supervivencia que bien podría servir como spot para alguna marca de preservativos.

Luc Jacquet se permite dotar de banda sonora a unos parajes que no conocen la existencia de los reproductores de mp3, y además pone voces a lo que podrían estar pensando los protagonistas del documental. Por lo demás, las interpretaciones se ven muy naturales y los desnudos son de buen gusto y siempre por exigencias del guión.

Más que recibir una exhaustiva lección, el documental invita a acompañar a los pingüinos en sus penalidades, maravillarse por su tenacidad en sobrevivir y traer más vida en un entorno en el que parece imposible tal cosa o simplemente a admirar la belleza de sus imágenes. Ya sea su torpe caminar, su gracilidad bajo el agua o lo entrañable de sus polluelos, el pingüino en este documental se deja querer por la cámara. Hay más de un momento emocionante, aunque conozcamos el final de antemano. En cierto modo, casi resulta un alivio saber que en este caso no va a haber un inesperado giro argumental cerca del final del metraje.

En su doblaje al inglés, pone su voz Morgan Freeman, lo cual sin duda habrá favorecido la difusión de la cinta. Éste es un detalle irrelevante en una película que principalmente entra por los ojos, pero en cualquier caso deberíamos estar agradecidos porque en su versión en español no hayan optado por el doblaje de un graciosete de la tele, como parece que se intenta imponer en el cine de animación.

Alternativa refrescante a lo que es habitual en las carteleras de verano, pero no apta para impacientes que no soporten una narración demasiado lenta.

Recomendada a padres responsables. Puntuacion