Ficha

País

USA

Año

2004

Título original

Imaginary Heroes

Duración

111min

Dirección

Dan Harris

Guión

Dan Harris

Reparto

Emile Hirsch, Sigorney Weaver, Jeff Daniels, Ryan Donowho

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Héroes imaginarios
Autor: sensillo
Fecha: 10/06/2006.
Póster Héroes imaginarios

Héroes imaginarios

Digerido por sensillo

Está claro que Dan Harris no le hace ascos a nada. Los mismo escribe los guiones de “X-men 2” o la inminente “Superman Returns” que dirige y guioniza esta “Héroes imaginarios”, situada en las antípodas de las anteriores por muchos más motivos que el evidente. Y es que en este caso la gente no sale a la calle en pijama.

Un chico con un brillante futuro en la natación se suicida antes de que hayan pasado los primeros cinco minutos de la película (que ya hay que tener poco aguante). A partir de ese momento, el resto de la familia sobrevive a la crisis como puede, se acercan, se distancian y salen muchos esqueletos del armario.

Protagoniza casi toda la película Emile Hirsch, encarnando al hijo adolescente. Sensible, introvertido y todos los demás clichés que se nos ocurran sobre las tribulaciones de un personaje que parece anclado a eso que se llamó en su momento “generación x”. Se sentirá plenamente identificada con él esa porción de público que está convencida de que la vida es un asco, y que correrá a anotarlo en su diario.

Sigorney Weaver y Jeff Daniels encarnan al matrimonio, a la vez que su veteranía le da cierta solera a los créditos. Jeff Daniels, por cierto, es otro gran ejemplo de currito del celuloide, capaz de hacer cualquier cosa.

También hay una hermana por ahí, que entra y sale de vez en cuando, pero como si no lo hiciera. Es uno más de la lista de elementos accesorios de esta película. Éste es su mayor defecto. Durante las casi dos horas que dura “Héroes imaginarios” se amontona lo anecdótico y la línea argumental se difumina. La mayor parte de la porción de cinta por la mitad del metraje es masa muerta y, al final no todos los hilos se cierran con naturalidad. En algún caso, tendrá que ser un personaje quien nos lo cuente, que es casi, casi como si sale el director y lo explica. Y entre unas cosas y otras hay muchos momentos en los que domina el tedio.

Intenten imaginarse el lado amargo de esas familias que viven en los barrios de las teleseries americanas. Y hagan memoria para no olvidarse ningún tópico. Remuevan bien y añadan un poco más de todo. Tendrán una idea muy aproximada de qué va esta película.

Recomendada para los que dudan entre cortarse las venas o dejárselas largas. Puntuacion