Ficha

País

Canadá

Año

2001

Título original

Jesus Christ Vampire Hunter

Duración

85min

Dirección

Lee Demarbre

Guión

Ian Driscoll

Reparto

Phil Caracas, María Moulton, Murielle Varhelyi, Ian Driscoll, Jeff Moffett

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Jesucristo Cazavampiros
Autor: sensillo
Fecha: 12/07/2006.
Póster Jesucristo Cazavampiros

Jesucristo Cazavampiros

Digerido por sensillo

Existe una película llamada “Jesucristo Cazavampiros”. La hemos visto y la voy a comentar. Porque no todo va a ser hablar de cine...

Gamberrada irreverente como tantas otras en las que parezca que se pretende demostrar que sin necesidad de guión, dinero ni actores profesionales, hacer películas tan malas como las españolas está al alcance de cualquiera. Este tipo de películas requieren de grandes dosis de complicidad por parte del público, o empezará uno a mosquearse al empezar a sospechar que esa gente lo ha pasado mejor haciendo la película que el espectador viéndola. En cualquier caso, llega un momento en que resulta cansino que todo sea tan desmañado, con la excusa de que es así para echar unas risas.

El título es sobradamente explícito. Jesucristo vuelve a caminar entre los mortales, pero en esta ocasión no pondrá la otra mejilla, sino que se dedica a exterminar una plaga de vampiros a base de patadas de kung fu. Curas punkis, científicos locos, cochinadas de carnicería y en general todo aquello que se espera en una película hecha mal aposta, y todo mezclado, por supuesto, sin orden ni concierto. Incluso se atreven con algún número musical.

No pasa mucho tiempo cuando se empieza a echar de menos una pizca de profesionalidad y un guión que se sustente en algo más que el título. “Jesucristo Cazavampiros” parece una película pensada más para servir de fondo en una reunión con cervezas y patatas fritas que para ser vista sin más. Es muy fácil introducirse en la película en cualquier punto, sin necesitar de más explicación, pero muy cansino verla toda de un tirón.

En cuanto a su contenido irreverente, mucho me extrañaría que el señor Ratzinger le diera el visto bueno para ser distribuida en catequesis, pero tampoco quemarán las embajadas canadienses por ello. El mensaje que dejará al final el divino protagonista es que hay que ser comprensivos con los que son diferentes, y con las lesbianas en particular. Y que la bondad está en el corazón, y no en los dogmas. Sin duda alguna el protagonista era el “Jesucristo guay” de Kevin Smith.

Las peleas tenían un parecido más que notable a aquellas protagonizadas por Terence Hill y Bud Spencer, y el aspecto general nos transporta a los años 70-80 ,que es la referencia inevitable para el cine de serie Z, sin lugar a dudas.

Recomendada para los que llevan la litrona a misa. Puntuacion