Ficha

País

USA

Año

2006

Título original

The break-up

Duración

105min

Dirección

Peyton Reed

Guión

Jeremy Garelick , Jay Lavender

Reparto

Jennifer Aniston, Vince Vaughn, Joey Lauren Adams, Jon Favreau, Ann-Margret, Vincent D'Onofrio

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Separados
Autor: malabesta
Fecha: 13/09/2006.
Póster Separados

Separados

Digerido por malabesta

"Separados", como muchas otras películas, será más popular por las circunstancias personales de sus protagonistas, en este caso el culebrón  Aniston-Pitt-Jolie, que terminó de paso con Aniston y Vince Vaughn
juntos, que por sus méritos artísticos, que tampoco son muchos.

 La película cuenta la historia de Gary (Vince Vaughn) y Brooke (Jennifer Aniston), que a pesar de sus diferencias (ella trabaja en una galería de  arte moderno y él es guía turístico en uno de esos autobuses de techo  descubierto) viven felizmente juntos. Un buen día, cuando Gary vuelve a  casa con tres limones en lugar de la docena que Brooke le había  encargado, se desata el desastre y terminan rompiendo. Pero ninguno de
los dos quiere abandonar el piso del que ambos son dueños, así que  comienzan una especie de enfrentamiento para ver quién aguanta más. Con  la misma premisa, o muy parecida, muchas películas han ido tirando, pero  "Separados" no termina de encontrar el norte. No es una comedia, pero  tiene suficientes chistes para no ser un drama. No es un drama, pero su  tono general es demasiado oscuro para ser una comedia. Es, en resumidas cuentas, un rollo.

Los personajes no tienen ninguna profundidad, y de principio a fin  actúan movidos por unos motivos que el público no comprende. Además, el  guión más que narrativo parece declamado, pues siempre hay un personaje
que hace de pregonero, explicándonos los sentimientos de tal o cual  protagonista, o diciéndoles a ellos (y a nosotros) qué es lo que tienen que hacer ahora, o cómo podrán arreglar todos sus problemas. Las escenas
también están muy mal planteadas, y en general uno nunca tiene la  sensación de que nada en la película, ni la película misma, vaya a algún  lado. A las partes cómicas les pasa lo mismo, es imposible que hagan gracia cuando un secundario ya nos ha dicho qué va a pasar y cómo se va a hacer.

Vaughn y Aniston, a pesar de que parece ser que fuera del plató se entienden bastante bien, dentro de él no tienen mucha química. Si sumamos el hecho de que sus personajes son además como la noche y el  día, ella es pasante de arte, él pasa el rato jugando a la Play Station  o viendo el deporte en la tele, lo que uno se pregunta no es por qué se separan, sino qué demonios es lo que hacían juntos.

Eso sí, como actores, ambos brillan al mismo nivel: ninguno. Aniston funciona mejor en la comedia que en el drama, y la película tiene más de drama para ella, y Vaughn funciona mejor sentado en un sofá mirando a  una pared que actuando, y en cuanto no está contando chistes con un micrófono en la mano, su actuación se vuelve totalmente desganada y  falta de vida, aunque probablemente el doblaje solucione un poco el  problema, porque al menos el doblador tendrá sangre en las venas.

En fin, una supuesta comedia romántica que ni es comedia, ni romántica, ni nada. Recomendada para separatistas.


Puntuacion