Ficha

País

USA

Año

2007

Título original

War

Duración

103min

Dirección

Philip G. Atwell

Guión

Lee Anthony Smith, Gregory J. Bradley

Reparto

Jet Li, Jason Statham, John Lone, Devon Aoki, Luis Guzmán

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de El asesino (War)
Autor: malabesta
Fecha: 02/10/2007.
Póster El asesino (War)

El asesino (War)

Digerido por malabesta

Hacer una mala película de acción protagonizada por Jet Li y Jason Statham, que parecen haber nacido con una torta debajo del brazo, se antoja complicado. Son como Pajares y Esteso, uno sólo tiene que colocar unas alemanas por ahí y ya te apañan hora y media de cinta. Y sin embargo, “El asesino (War)” demuestra que con tesón, todo es posible.

El agente del FBI Jack Crawford (Jason Statham) ha pasado toda su vida persiguiendo al misterioso asesino Rogue (Jet Li), pues éste mató a su bienamado compañero. Parece que su venganza está cerca cuando Rogue reaparece en Chicago en medio de una guerra entre las tríadas y los yakuza, que más o menos son como los vecinos de Villarriba y Villabajo, esos que se peleaban por ver quién hacía la paella más grande, pero sin echarle azafrán al arroz.

“El asesino (War)” empieza como lo haría casi cualquier película del género; sus dos compañeros amigotes, su asesinato, su escena en un bar de alterne. Pero más o menos a los veinte minutos, Philip G. Atwell -el director, nos regala un flashback resumiendo lo que ha pasado hasta el momento. Pero vamos a ver, si ni se habían acabado los créditos... A partir de ahí, la cosa va a peor, mucho peor.

No es que yo le pida dialéctica y existencialismo a las patadas, e incluso uno puede soportar las típicas pequeñas incongruencias de los clichés del género: ese asesino sigiloso y cuya identidad nadie conoce pero que luego conduce un deportivo más llamativo que el de la Pantera Rosa. O esos extraños códigos de conducta que no les impiden a los protagonistas matar, torturar y mutilar a diestro y siniestro pero que luego los ata a las promesas más banales. Qué quieren que les diga, a veces hasta tienen su gracia. Pero “El asesino (War)” falla a todos los niveles.

Primero, una película de acción suele requerir de la presencia de escenas de acción, en las que -por lo general- los personajes no hablan mucho (más allá de la maldición ocasional) y la trama tampoco avanza demasiado (a menos que a alguno de los contendientes se le caiga un mapa, un bote con antídoto o un diamante del bolsillo) y sin embargo en ésta se pretende además contar una rocambolesca historia plagada de personajes, que cuando ya lleva una hora derrumbándose pretende justificarse con un giro del guión y una gran sorpresa final, que para qué negarlo, ejemplifican a la perfección cómo y por qué sorprendente y original no son sinónimos de impredecible.

Li y Statham lo de actores lo llevan por los pelos. Y en “El asesino (War)” mucho lucimiento acrobático no pueden hacer, así que su trabajo pasa -en el mejor de los casos- desapercibido.
Tampoco ayuda el hecho de que las peleas, los tiroteos y las persecuciones estén rodados de la manera más desfavorecedora posible. Por Dios, es Jet Li, lleva aporreando extras desde que tenía uso de razón. Y aún así, los abusivos cortes y montajes que son la constante visual de “El asesino (War)” lo emborronan y estropean todo. Además, quién sabe si por su trasfondo videoclipero, Philip G. Atwell introduce aquí y allá unos espantosos interludios musicales, generalmente montajes paralelos de alguno de los protagonistas con momentos de su pasado que parecen los créditos de una serie de policías en lugar de parte de una película.

No nos engañemos, Li y Statham lo de actores lo llevan por los pelos. Y en “El asesino (War)” mucho lucimiento acrobático no pueden hacer, así que su trabajo pasa -en el mejor de los casos- desapercibido. Menos mal que está ahí Devon Aoki, en un absurdo e insípido personaje secundario, para que a su lado los machotes protagonistas parezcan de la Royal Shakespeare Company.

En fin, una decepcionante película, en la que sólo los tiros y explosiones mantienen despierto al personal. Recomendada para gente con problemas de oído.
Comentar esta crítica/Ver los comentarios Puntuacion