Ficha

País

USA

Año

2006

Título original

Open season

Duración

99min

Dirección

Roger Allers, Jill Culton

Guión

Steve Bencich, Ron J. Friedman

Reparto

Martin Lawrence, Ashton Kutcher, Jon Favreau, Gary Sinise, Jane Krakowski, Debra Messing

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Colegas en el bosque
Autor: bronte
Fecha: 10/11/2006.
Póster Colegas en el bosque

Colegas en el bosque

Digerido por bronte

"Colegas en el bosque" es una película bastante deficientilla. Claro que siempre estará recomendada para niños pequeños porque daño, mucho daño, no les hará, y está demostrado que a determinadas edades la visión de objetos de colores en movimiento es muy beneficiosa. Aunque bien pensado la historia es bastante oscura porque transcurre en gran parte de noche. Pero nociva, lo que se dice nociva para la salud, no es.

Me pregunto qué se puede esperar de un producto, en el que uno de sus directores, sin ir más lejos, el único que había dirigido algo antes de esta incursión en el "spleen" del bosque, que diría Baudelaire, se adjudica con bastante gracia torera la historia original de "La sirenita" en su currículum. Lo que podemos tener claro es que a su vez, en venganza, Andersen no dirá que la trama de "Colegas en el bosque" ha salido de su cacumen. Y no sólo porque esté muerto ya de unos cuantos años.

El problema auténtico de esta cinta, aparte del aburrimiento inherente que genera es que tiene un guión, llamémoslo, malo. Una anécdota alargada hasta la extenuación, que sólo logra brillar con el brillo de una cerilla mustia, con algunos gags visuales, sobre todo gracias al diseño de algunos personajes como los conejos. Cuando aparecen en pantalla hacen gracia en virtud del propio dibujo, y aquí se acaba todo el secreto de "Colegas en el bosque".

Un oso pardo criado en cautividad es abandonado en el bosque, con gran dolor de corazón por parte de su cuidadora, en un acto de emancipación, tipo cuando uno le pone las maletas en la calle a su hijo. Se hace por el bien del desahuciado. En esta historia, la aventura de hacerse mayor en el bosque, ya saben, la ley de la selva y todo eso, un venado locuelo, inadaptado, con un sólo cuerno y entrañable con esa entrañabilidad que viene muy reseñada a colorines en la información promocional, acompañará al oso, metiéndole, claro está, en infinidad de problemas. Bueno, dos o tres, que la película, afortunadamente es bastante corta. La trama sobre todo se apoya en las dificultades del plantígrado para acomodarse a un mundo en el que las ardillas son posesivas con sus árboles y las mofetas de vez en cuando ambientan el espacio vital. Pero no se apuren: se hace con el medio exactamente en dos días. Ah, si pudiéramos decir lo mismo de los jóvenes treintañeros que abandonan sus casas...

La anécdota dejada para el momento final (aunque por el título original "Veda abierta", se pudiera pensar que es el tema de la película), es el momento en el que oso, venados, ardillas, patos y más simpáticos animalitos les dan una tunda a los cazadores que resultan apaleados y muy sorprendidos al ver bombardeados sus "jeeps". Aunque también es cierto que para hacer eso se violenta el eje de realidad de una manera escandalosa en relación a otras películas que también eligen animales como protagonistas. Pero no creo que los que se hayan mantenido despiertos lo tengan muy en cuenta.

No tiene nada de malo contar la misma historia una y otra vez. De hecho sólo hay 36 situaciones dramáticas, pero lo que no se puede contar, es la misma película. Su única salvación reside en que a los niños estas cosas les hacen gracia, pero "Colegas en el bosque" deja mucho que desear.

Recomendada para cazadores de dotes, que son los únicos con un pase.
Puntuacion