Ficha

País

USA

Año

2007

Título original

Next

Duración

96min

Dirección

Lee Tamahori

Guión

Gary Goldman, Jonathan Hensleigh, Paul Bernbaum

Reparto

Nicolas Cage, Julianne Moore, Jessica Biel, Tory Kittles, Peter Falk, Thomas Kretschmann

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Next
Autor: malabesta
Fecha: 17/07/2007.
Póster Next

Next

Digerido por malabesta

“Next” se basa en un relato de Philip K. Dick llamado “El hombre dorado”. Ambientado en un futuro postapocalíptico, narra la aparición de un mutante de piel dorada y con la capacidad de ver el futuro, pero irracional y salvaje. A través de su figura Dick plantea, entre otras cosas, la posibilidad de que la evolución del ser humano no lleve a individuos sucesivamente más inteligentes (cosa que por otro lado uno puede comprobar viendo la tele). La película de Lee Tamahori toma de esta historia dos elementos: la capacidad adivinatoria de su protagonista y el color de la chupa que lleva.

Cris Johnson es un prestidigitador de poca monta con la capacidad de ver dos minutos en su futuro personal. El gobierno, a través de la agente del FBI Callie Ferris (Julianne Moore) quiere hacerse con sus servicios para encontrar una bomba atómica que un grupo de terroristas (francófonos) ha colocado en Los Ángeles.

El guión de “Next” está más cerca del cine de superhéroes que de la ciencia ficción, pero tampoco funciona muy bien dentro del primer género. Mientras que Superman, Spiderman o los X-men pueden hacer cosas relativamente sencillas como volar, curarse rápido, trepar por las paredes, etc., la habilidad especial de Cage consiste en predecir cosas que vayan a pasar en los siguientes dos minutos siempre y cuando sean consecuencia de sus acciones, le afecten a él o a Elizabeth (Jessica Biel), en cuyo caso el plazo de tiempo puede ser mayor. La película se resiente de que para el espectador entender el superpoder del protagonista es más complicado que jugar al mus, pues nunca termina de comprender las limitaciones del héroe, y por lo tanto casi ninguna escena consigue alcanzar un mínimo de tensión que la haga interesante.

Todo el discurso filosófico que tenía el relato original, y que suele acompañar al género de la ciencia ficción, en “Next” es sustituido de manera típica y torpona por el trillado dilema de hasta qué punto es necesario sacrificar a un individuo o sus libertades por el bien común. En lugar de estar este problema repartido a lo largo de la película, en determinado momento Julianne Moore y Nichales Cage exponen sus puntos de vista y se sigue adelante con la acción. Esta falta de sutileza es una constante en la labor de Lee Tamahori como director, al que muchas veces sólo le falta meter la mano en el encuadre para señalar cosas de la escena.

En los momentos de más acción, Cage es Spiderman pero sin telarañas ni escaladas. Su poder le permite esquivar proyectiles, evitar los puñetazos, no pisar cacas de perro y colocarse justo en esa esquina que no se verá afectada por el derrumbe. El único momento mínimamente original de la película se produce muy cerca del final, por lo que no lo desvelaré. Baste decir que es una de las resoluciones más desganadas y decepcionantes que he visto en mi vida. Y les habla una persona que ha visto “Kárate a muerte en Torremolinos”.

Nicholas Cage y Julianne Moore se sacan de encima sus papeles como si de un trámite se tratara, y alguien debería decirle a Cage que despida a su peluquero. Con el tiempo uno se acostumbra a sus extravagancias capilares, pero la media melena con las patillas por encima de las orejas que luce en “Next” no le quedaba bien ni a Paco Porras. Quizá se salve un poco Jessica Biel, pero más que nada porque resulta difícil hablar mal de ella.

En fin, decepcionante entretenimiento, recomendada para los que no puedan predecir que es un espanto.
Comentar esta crítica/Ver los comentarios Puntuacion