Ficha

País

USA

Año

2006

Título original

The Santa Clause 3: The escape clause

Duración

98min

Dirección

Michael Lembeck

Guión

Ed Decter, John J. Strauss

Reparto

Tim Allen, Elizabeth Mitchell, Eric Lloyd, Judge Reinhold, Wendy Crewson, Spencer Breslin, Martin Short

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Santa Claus 3: Por una Navidad sin frío
Autor: malabesta
Fecha: 21/12/2006.
Póster Santa Claus 3: Por una Navidad sin frío

Santa Claus 3: Por una Navidad sin frío

Digerido por malabesta

Entre turrones y polvorones llega "Santa Claus 3", la tercera entrega de la saga de "¡Vaya Santa Claus!", y según dicen, la última. Si bien el éxito de la primera parte propició la mucho peor secuela, y ésta provocó la que hoy nos toca, yo agradecería que no se alargase más la agonía, así como que la posibilidad de que, al igual que en los ochenta, otras versiones de ella, como podría ser "Loca academia de Reyes Magos" tampoco llegue a realizarse.

Con la excusa de den hacernos pasar por comedia navideña y familiar algo que en otras épocas del año no hubiese dado para mucho más de un capítulo de Scooby Doo. Santa Claus (Tim Allen) y su muy embarazada mujer (Elizabeth Mitchell) preparan la estresante noche de reparto. La señora Claus se siente ligeramente abandonada, y para remediarlo, Santa decide traer a su factoría en el Polo a la familia de ella, sus suegros. Por supuesto, no puede revelar su secreto, así que decide convertir a sus elfos en canadienses, para que la familia política no sospeche. Mientras tanto, Jack Frost (Martin Short) aprovecha el revuelo para intentar hacerse con el puesto de Santa, que (como tantos otros malillos) es lo que más desea en el mundo.

Seamos sinceros. El bueno de Santa Claus en estos pagos no despierta tanto interés como al otro lado del Atlántico. Y aunque poco a poco nos vamos tragando estas tradiciones, aquí seguimos siendo más bien monárquicos. Así que las disputas entre Claus, Jack Frost, Sandman y demás personajillos claramente anglosajones resultan un poco extraños o totalmente desconocidos. Además, la historia de "Santa Claus 3" tampoco es que sea la repanocha de la originalidad, y como tantas otras películas, limita su mayor novedad en dar una visión "realista" del mito, con renos que comen avena y elfos que tienen representantes de UGT. A esto se le añade de que el guión tiene una falta de brillantez en personajes y situaciones que le dan una aire a TV movie que la verdad es que no le alegra a uno el hecho de tener que pagar seis euros para verla.

La dirección de Michael Lembeck, hombre curtido en la televisión, es correcta pero convencional. Sorprenden unos efectos especiales bastante malos, especialmente teniendo en cuenta que vivimos la época del cine digital. Como es habitual, la banda sonora la componen grupos de cierto renombre. Destaca Brian Setzer, eterno segundón, que a pesar de ser un ex Stray Cat y tener un aspecto que muchos carcelarios quisieran para sí, sobre todo a la hora de la ducha, parece que va saltando de banda sonora de película infantil a banda sonora de película para niños.

El dúo protagonista, Tim Allen y Martin Short, tampoco es que levanten la cosa con su vis cómica. Lejos queda el Allen de "Un manitas en casa", que tenía sus momentos de gracia. En "Santa Claus 3" hará reír a parientes y allegados. Martin Short, bastante sobreactuado. Más que el hombre que trae la escarcha parece la loca de las frutas escarchadas. Y el plato fuerte: todos los elfos ayudantes de Claus están interpretados por niños; si bien es cierto que hay un porcentaje apreciable de grandes actores infantiles, no es menos verdad que para esta película han escogido a los otros. Qué espanto. Hacen más unos minutos de "Santa Claus 3" por el control de la natalidad que muchas campañas del Ministerio de Sanidad.

En fin, una más que fallida comedia, sólo recomendada para gente a la que le sobre tiempo y dinero.
Puntuacion