Ficha

País

España, USA

Año

2008

Título original

Vicky Cristina Barcelona

Duración

96min

Dirección

Woody Allen

Guión

Woody Allen

Reparto

Javier Bardem, Scarlett Johansson, Penélope Cruz, Rebecca Hall, Kevin Dunn, Patricia Clarkson, Lluís Homar

Enlaces

Externos

Críticas

por autor

por título

# A B C D E F G H
I J K L M N O P Q
R S T U V W X Y Z
Crítica de Vicky Cristina Barcelona
Autor: farrell
Fecha: 20/09/2008.
Póster Vicky Cristina Barcelona

Vicky Cristina Barcelona

Digerido por farrell

A Woody Allen le encanta España. Eso lo nota hasta el más pintado. Que el director neoyorquino por excelencia (no sólo por su cosmopolitismo y tal, sino porque sus películas son verdaderos cantos a la ciudad de los rascacielos) decida hacer una película fuera de los límites de la Gran Manzana significa que algo le ha inspirado profundamente para salir de una rutina de producción que, al parecer, le encanta. Por supuesto, a un intelectual como él no le va a fascinar la imagen cañí de peineta y paella en chiringuito de Benidorm y ha tirado más, cómo no, por Barcelona, la fachada de la España más modelna e internacional (Gaudí, los J.J.O.O.) haciendo también un guiño a la ciudad que le dio el Premio Príncipe de Asturias.

Aunque algún ramalazo de tópico español se le escapa por ahí (hay escenas con fondo de guitarra española a las que sólo les falta el logo de “Spain is different”), “Vicky Cristina Barcelona” es, sin duda, una película “con clase”, a saber, una historia de un director que sabe lo que hace. Pero que quizás está cansado. O quizás sea simplemente el hecho de que no se puede hacer una obra maestra todos los años. Un reparto de campanillas, un guión con un tema tan trascendente como la naturaleza del amor y un indudable gusto a la hora de elegir una estética ciertamente mediterránea, no ocultan el hecho de que esta historia muere antes de empezar porque el gran calado del asunto a tratar pilla un poco a contrapié a Allen.

“Vicky Cristina Barcelona” habla del amor hablando de todo menos del amor. El punto de partida de la historia divide ya a los “amantes” en dos tipos: los que aman de manera “normal” (Vicky) y los que gustan de verse inmersos en oscuros laberintos de pasiones (Cristina). Aunque Allen no quiera, la historia toma en seguida el cariz de que los segundos son los que realmente conocen y disfrutan de la cosa, mientras que los primeros se limitan a repetir una serie de códigos sociales. Que son aburridos y previsibles, vamos. Una pena que una historia que promete tanto termine por derroteros tan simploides.

A los dos minutos de empezar la historia ya Allen nos ha contado, frontalmente y a través de esa voz en off, “de qué va su película” y qué debemos pensar de cada una de las protagonistas.
Uno de los elementos más sorpresivos (para mal) de la película es esa voz en off ultradiscursiva, que da más información que el propio desarrollo de la historia y que es, en mi opinión, algo totalmente buscado y que incide en el tema que les comentaba antes: a los dos minutos de empezar la historia ya Allen nos ha contado, frontalmente y a través de esa voz en off, “de qué va su película” y qué debemos pensar de cada una de las protagonistas.

Penélope Cruz es de lo mejorcito de la película, interpretando uno de esos personajes que los actores definen como “extremos”, con mucha locura y gritos y lloros y mucha “verdad”, ya que los otros se limitan a tirar de tics tipo morderse el labio inferior la Johansson y hablar muy bajo el Bardem. Que no son malos, entiéndame (Dios nos libre de decir que Bardem es mal actor), pero es que parece que no se han esforzado mucho en ganarse el sueldo. Aunque sin duda, lo mejor del reparto con diferencia es Rebecca Hall (Vicky), actriz que resuelve con soltura y sin estridencias un personaje que es, de lejos, el más real y, por lo tanto, el mejor escrito de la película. Por cierto, véanla en V.O. si pueden porque el doblaje es horrible y además así podrán disfrutar de las discusiones en español entre Bardem-Cruz, que al parecer surgieron de la improvisación, ya que Allen confiaba ciegamente en ellos.

Recomendada para los que buscan una definición tópica, pero no típica, del amor.
Comentar esta crítica/Ver los comentarios Puntuacion